Osteocondritis Infantil o enfermedad de Osgood-Schlatter

29

Me pareció interesante hablar sobre esta enfermedad ya que cuando se dice Osteocondrosis se piensa en desgaste, artrosis, o sinónimos que hacen referencia a personas mayores. También es confundido con dolor del cartílago de crecimiento, lo que es mal diagnosticado y por ende mal tratado, con las complicaciones posteriores.

La confusión se produce porque el niño manifiesta dolor en la rodilla, que se incrementa al realizar la actividad física y disminuye con el reposo. Esta es inflamación del cartílago de crecimiento. El Osgood-Schlatter comienza de igual manera, el dolor en la rodilla que se intensifica en la actividad y disminuye en reposo, pero la inflamación es en la protuberancia de la tibia, la crecedera tibial, debajo de la rodilla, la que aparece a simple vista un bulto como un huevo, que es muy doloroso al tacto. A los niños les resulta imposible arrodillarse debido al gran dolor.

[one_half]
En este lugar está la inserción del tendón rotuliano, que a través del cuádriceps, un músculo potente y fuerte, es el motor principal del movimiento de flexo-extensión de la rodilla.
[/one_half]
[one_half_last]
[tie_full_img]<img src=”https://fefi.com.ar/wp-content/uploads/2018/03/osteocondritis_1.jpg”>[/tie_full_img]
[/one_half_last]

Entre los 10 y 15 años de edad, es el momento donde no se encuentra madura esta zona aún, y no esta cerrado el cartílago. Si son deportistas y practican fútbol, básquet, vóley o ciclismo, es mayor la posibilidad de que esta región se inflame, debido al exceso de tracción que ejerce sobre la protuberancia al tendón rotuliano y el tendón del cuádriceps posteriormente, con la sintomatología dolorosa al comenzar la actividad.

SÍNTOMAS
Dolor al comenzar la actividad en una o ambas rodillas (más rara en ambas)
Dolor al subir y bajar escaleras
Imposibilidad de ponerse de rodillas
Inflamación y abultamiento en la zona rotuliana

TRATAMIENTO
Con la simple exploración profesional suele ser suficiente para diagnosticar y diferenciarlo del cartílago de crecimiento. El profesional suele pedir una radiografía para observar el estado de la protuberancia y comprobar si existen microfisuras.

El tratamiento es de “INMOVILIZACION”, y la pongo con mayúscula porque a veces los pacientes por no perder fechas de partidos se resisten y creen que con la sola disminución de la actividad se soluciona, como sucede con la inflamación del cartílago de crecimiento Pero NO, el Osgood-Schlatter debe ser inmovilizado con férula ballenada o yeso por un período de 30 o 45 días.

La kinesiología se basará en terapia normal para disminuir tensión que ejerce el músculo cuádriceps sobre la rótula, y el recto anterior. En movilizar la rótula normalmente, para aumentar y liberar la movilidad disminuida. Y movilizar caderas y complejo articular de la rodilla con sus correspondientes grupos musculares.

En cuanto a la aparatología el ultrasonido, láser u onda corta ayudan a disminuir el dolor pero NO ACELERAN LOS TIEMPOS DE INMOVILIZACIÓN.

Medicación: Podrán ser utilizados antiinflamatorios orales y locales
Tener en cuenta que el período de recuperación puede tardar entre 1 o 3 meses post inmovilización.

Lic. Roxana Campana – M.N. 1248 | Directora Área de Rehabilitación Centro THIAMAI | www.thiamai.com